¡Haz match con los jóvenes!



Para nadie es un secreto que las nuevas generaciones están revolucionando el mundo con sus ideas frescas y disruptivas, con sus retos y con sus formas diferentes e innovadoras de hacer las cosas. 

Sin duda, los jóvenes se están comiendo el mundo y, en el futuro, serán quienes pongan las reglas del juego en todos los aspectos, incluido el laboral. 

Las cifras hablan por sí solas: en 10 años, solo los millennials representarán el 75% de la fuerza laboral. 

Así que, ¿por qué no te adelantas 10 años y comienzas a trabajar con las personas que serán los protagonistas del futuro? Después de todo, contratar jóvenes es una gran apuesta que te traerá muchos beneficios y, además, no estarás solo, con WorkUniversity tendrás un aliado que no será únicamente tu conexión con los estudiantes, sino que también podrás acceder a su herramienta de analítica de datos que te sugerirá los perfiles de esos jóvenes proactivos que hacen match con tu empresa. 

Y es que confiar en los jóvenes es abrir una empresa al futuro, al conocimiento de vanguardia y a muchos más beneficios, entre ellos, económicos😏

Vamos a comenzar por entender que contratar a un joven (y más a un estudiante), representa para la empresa acceso directo a nuevos conocimientos. ¿Por qué? Los millennials son, hasta hoy, la generación más cualificada para trabajar porque tienen más facilidades de acceder a una universidad y, con la tecnología, también pueden hacer cursos y complementar esa formación que les será muy útil a la hora de ejercer cualquier profesión y que, para la empresa, representa una oportunidad de implementar nuevas tendencias, nuevos conocimientos y estar a la vanguardia en todos sus procesos. 

Junto con esto, también es muy importante resaltar que los jóvenes son una generación que creció de la mano de la tecnología, por lo cual serán los primeros en aportar innovación a cada proceso de tu empresa. Además, las novedades no se dan solo de la mano de los avances técnicos, sino que también, al buscar un trabajador joven, tendrás el reto de llegar a este público de una manera diferente y llamativa. Por esto, te presentamos WorkUniversity como esa plataforma en la que no serán tus vacantes las que lleguen a los jóvenes, sino que estos llegarán a ti, gracias a una innovadora herramienta de analítica de datos que te sugiere los perfiles que hacen match con tu empresa. 

Con los dos aspectos anteriores, tu empresa no solo será un lugar de trabajo, sino también un espacio para la formación, la innovación y la creatividad. 

Los jóvenes son más abiertos al nuevo conocimiento y esto, complementado con los adelantos tecnológicos y las nuevas ideas, crearán el ambiente perfecto para que los jóvenes se formen en tu empresa y así, puedas moldear sus perfiles a lo que necesitas. 

Pero, los beneficios no son solo enfocados en la creatividad, ¿nos creerías si te decimos que por contratar jóvenes puedes ahorrar dinero? Sí, la contratación juvenil es una muy buena manera de tener el mejor talento por precios más accesibles. 

Comencemos analizando las obligaciones legales que las empresas deben cumplir con respecto a primer empleo; todo esto se resume en tres palabras: contratos de aprendizaje, que son obligatorios para toda empresa que ocupe a 15 o más personas. 

Este modelo de contratación, si bien es obligatorio, también trae ahorro de dinero para las empresas porque la ley establece que, al hacer un contrato por aprendizaje, se puede exonerar del pago de los aportes parafiscales por el salario de los aprendices. 
¿Esto qué significa?
El pago de una persona contratada por modalidad de aprendizaje no es igual a un salario, sino que es una forma especial dentro del derecho laboral, que es remunerada con un apoyo de sostenimiento mensual, además, este tipo de contrato no es de carácter laboral. 

Una empresa debe pagar los aportes parafiscales teniendo en cuenta diferentes elementos integrantes del salario en los términos de la Ley laboral, por lo cual, como el pago de aprendices no constituye un salario, las empresas quedan absueltas de realizar los aportes parafiscales por los aprendices que tengan.

Por otro lado, los estudiantes representan un ahorro en salarios ya que, con el contrato de aprendizaje, las empresas pagan a estos jóvenes la mitad de un salario mínimo, por el trabajo realizado y por el aporte hecho a la compañía. 
Además, cuando contratas por horas, medio tiempo o temporales, los costos por salarios también disminuyen, es decir, tendrás talento que puede suplir y soportarte en todo el trajín que conlleva estar en una empresa y al mismo tiempo, ahorrarás en gastos. 

Es decir, tendrás más fuerza laboral, por menos dinero.

Así que no dudes más en comenzar a confiar en los estudiantes y jóvenes de todo el país, no solo harás un aporte gigante a la educación y al trabajo digno en Colombia, sino que también recibirás beneficios económicos y tributarios. 

Para recibir las sugerencias de jóvenes estudiantes que más se relacionan con tus vacantes, regístrate en WorkUniversity y los mejores perfiles llegarán sugeridos a tu organización. 

Publicar un comentario

0 Comentarios